Cantante queda varado en el Ártico por culpa del coronavirus